Admítelo. En más de una ocasión te has preguntado cuáles son las diferencias entre un pollo ecológico y el típico pollo criado con hormonas y antibióticos. Por supuesto, el primero es más saludable y ha sido criado en mejores condiciones. ¿Aún no sabes cómo viven los pollos ecológicos? Desde Disfruta y Verdura te contamos todo lo que necesitas saber de la vida de los pollos ecológicos, ¡los únicos con los que trabajamos! ¡Piensa en sano!

La vida de un pollo ecológico

A diferencia de los pollos criados únicamente para su explotación, los pollos ecológicos pueden disfrutar de su vida con libertad de movimiento en los gallineros y los parques destinados a tal fin. De esta forma, son libres de correr, escarbar, picotear o realizar cualquier otra acción al aire libre en el momento que lo deseen sin restricciones.

Normalmente, pasan la primera parte de su existencia en una zona destinada a la cría de los pollitos con la temperatura bajo control e iguales oportunidades en términos de libertad de movimiento. Cuando el pollo echa plumas, ya puede disfrutar de su vida al aire libre y de todos los placeres a su disposición en términos de alimentación natural y naturaleza. De este modo, el bienestar del animal es un must have indispensable a la hora de criarlo.

La alimentación del pollo ecológico

Los pollos ecológicos no se alimentan a base de productos químicos cuyo único fin es que crezcan lo antes posible. No. En este caso, los pollos empiezan su primera etapa alimentándose con un pienso de arranque 100 % ecológico que incluye todos los complementos vitamínicos que necesitan para su desarrollo.

A medida que van creciendo pasan a alimentarse con trigo, maíz, soja… hasta introducir la cebada y el trigo candeal. Cuando ya son mayores y viven al aire libre, ellos mismos picotean lo que desean: desde las propias plantas que se encuentran por el prado, pasando por la hierba, las flores y las semillas de herbáceas hasta el propio alimento natural que les proporciona el cuidador.

Por qué decantarse por pollos ecológicos

¿Necesitas que te recordemos cuáles son las ventajas de decantarte por el consumo de pollos ecológicos? He aquí las más importantes:

  • La carne presenta poca grasa y muy buena calidad
  • Se alimentan de forma natural sin recurrir a antibióticos, hormonas, químicos ni pesticidas
  • Se respeta el bienestar del animal
  • Los productos ecológicos refuerzan tu salud

¿Conoces más datos sobre la vida de los pollos ecológicos? ¡Cuéntanos lo que sabes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *